Besos de Murciélago

viernes, 9 de noviembre de 2012

Ayer a última hora terminé de leer Besos de Murciélago. Me lo leí en un par de horas, es bastante ligero y con pocas modalidades lingüísticas. ¿De qué trata? Una familia americana con varios problemas de unidad y personalidades un tanto diversas que aceptan hospedar a un chico extranjero (inglés) en su casa. La protagonista principal, Kesley, no ve con buenos ojos que un extraño venga a pasar las fiestas navideñas con ellos. Y lo peor es que el inglés, James, tampoco quiere estar ahí. A veces contado desde el foco de ella, otras desde la de él, la novela se desenvuelve sin problemas en la típica relación romántica que parece que tienen la mayoría de los adolescentes: se odian (incluso hasta llegar a revolcarse en el suelo mientras se pelean) y de pronto descubren que están enamorados!
No me malinterpreten. Me encantó. La leí muy entusiasmada por los chistes que hacía James, que me pareció un personaje muy original. No es para nada el principito azul que esperamos leer en una novela romántica adolescente: ¡el tipo está completamente loco!
Hubo momentos claves muy buenos, aunque les faltaron un poco más de profundidad, y el final fue un poco demasiado abrupto y forzado.
Saboreen la novela y no tengan prisas de llegar al final. Lo mejor que tiene la novela es su desarrollo.


Les dejo la sinopsis:
James, un chico de la alta sociedad inglesa, va a pasar las vacaciones de Navidad con los Graham, una familia de clase media americana. Kesley será la encargada de hacerle de anfitriona, pero la verdad es que no lo tendrá nada fácil: la personalidad excéntrica y sofisticada de James se desvelará muy pronto.Acostumbrado a un tipo de vida propio de las élites, no aprueba ni a los amigos, ni al hermano rasta, ni la comida, ni la forma de vestir de Kesley. James extiende periódicos para sentarse en el autobús, compra los alimentos más caros y exclusivos del supermercado, pide taxis cada día y humilla a Kelsey con sus comentarios impertinentes.A pesar de las continuas peleas, de las ironías fuera de tono del inglés y de los cortes exasperados de Kelsey, la convivencia les forzará a establecer pactos y, poco a poco, el abismo que hay entre ellos se irá estrechando hasta que una noche, con unas copas de más y ante la sorpresa de Kelsey, James la besará con la excusa del muérdago navideño.

11 comentarios:

  1. Está muy bueno, ojalá lo continue, sería fatal!

    ResponderEliminar
  2. Tiene una pinta super tierna, de esas que una debe leer con una linda taza de té al lado :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy bueno, me he quedado con ganas de leer más de la autora.

      Eliminar
  3. Yo adoro este libro, lo leí hace poco y me encantó el sentido de humor cínico y egocéntrico que tiene James. Muy buena reseña.

    ResponderEliminar
  4. Buena reseña. Hace rato que quiero leerlo, pero el problema es que me dijeron que no esta en papel, solo en Internet. Quisiera saber si eso es cierto, beso!

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por dejar un comentario en el blog!