Consejos para escritores: Elmore Leonard

viernes, 24 de mayo de 2013


  1. Nunca empiece un libro hablando del tiempo para dar ambiente, aunque sí puede hacerlo si quiere mostrar la reacción de su personaje ante ese tiempo.
  2. Evite los prólogos. En una novela, el prólogo se usa para hablar sobre la historia de fondo de los personajes. Y esa información la puede deslizar también en cualquier otro punto de la historia.
  3. Nunca use otro verbo que no sea “dijo” para acotar el diálogo. El diálogo pertenece a los personajes y las acotaciones son el lugar en el que el autor mete su nariz para que el lector sepa quién está hablando. El autor debería ser lo menos intruso posible.
  4. Nunca use un adverbio para modificar ese verbo “dijo”. Es un pecado mortal. Al utilizar esos adverbios, el escritor se expone por encima de sus personajes, distrayendo al lector e interrumpiendo el ritmo del diálogo.
  5. ¡No se exceda con los signos de exclamación! Para darle una idea, imagine que no se le permiten más de dos o tres exclamaciones por cada 100.000 palabras de prosa.
  6. Nunca use expresiones como “de repente”. Esta regla no necesita mayor explicación. He comprobado que los autores que más usan este tipo de expresiones son también los más generosos con sus signos de exclamación.
  7. Utilice los dialectos regionales lo menos posible. Una vez que empiece a transcribir fonéticamente esos dialectos, no será capaz de parar. Así que lo mejor será no tomar ese camino.
  8. Evite las descripciones detalladas de los personajes.
  9. Lo mismo es también aplicable a los lugares y a los objetos, a no ser que seas Margaret Atwood y seas capaz de pintar con el lenguaje.
  10. No escriba las partes que los lectores se suelen saltar. Piense en qué es lo que suele saltar en una novela y no malgaste su tiempo (ni el de su lector) en escribir esos trozos.

17 comentarios:

  1. Me encanto la regla 10, he de admitir que en algunos libros si me he encontrado esos pedazos de "relleno" que no ayudan en nada a la historia y tampoco profundizan en ningún personaje. Totalmente de acuerdo en ella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, a veces resulta demasiado pesado. Por ejemplo, en El nombre de la rosa, hay bloques y bloques de descripciones sumamente pesadas... Pero están allí por un motivo, hacer selecta la literatura de Eco. No todos los lectores seguirían avanzando al encontrarse con ese muro casi impenetrable de descripciones. Por cierto, Elmore es hombre. =)

      Eliminar
  2. A mí me han gustado la 8 y la 9: a no ser que seas muy bueno las descripciones aburren muchísimo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, hay que saber hacerlas sin ser tedioso.

      Eliminar
  3. Hay algunas en las que no estoy de acuerdo, no es bueno que sean descripciones kilometricas pero tampoco me parece bien que no las haya. Y yo nunca me salto ninguna parte del libro cuando lo leo, aunque me gustaria que algunas cosas si no me aportan nada en el libro los autores no las escriban, porque es perder el tiempo.

    besos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, a mi me pasó una vez: una descripción detalladísima de un pueblo. La leí entera, eran más de tres hojas de descripción. ¿Y qué sucede? La protagonista se va de pueblo... Para llenar otra hoja entera de lo que vio en la ruta y otras dos más contando como era su nuevo hogar. Otra persona, hubiera tirado el libro.

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Si, siempre hay que evitar copiar lo malo.

      Eliminar
  5. Es la primera vez que comento en tu blog, pero con esta entrada no he podido resistirme ya que estas cosas me interesan mucho. Con toda mi sinceridad y respeto hacia el que escribió estos consejos, no estoy nada de acuerdo con ellos, de hecho mientras los leía pensaba que se trataba de un texto sobre lo que no hay que hacer.

    -Eso de no usar acotaciones es falso, de hecho algo muy típico que se les corrige siempre a los autores principiante (a mí incluida se me dijo en su día) es que hay que usarlas par que el texto no sea plano. Y eso d usar sólo el "dijo"... En español hay muchísimos sinónimos, por lo que hay que tratar de evitar repetir palabras. En las grandes obras encontramos todo tipo de acotaciones: "agregó", "repuso" "aventuró", etc. Cuanta más riqueza de vocabulario empleemos mejor :)

    -Lo de no describir ya es completamente absurdo. Para sólo poner diálogos existe el teatro...

    Mis palabras van con toda la buena intención para ayudar a la gente :$$ ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sobre las acotaciones quiero añadir que lo que hay que evitar son las acotaciones innecesarias tipo:

      -¿Qué hora es? -preguntó Jaime.
      -Las doce menos cuarto -respondió Alicia.
      -No vamos a llegar a tiempo -añadió Jaime.
      -Yo creo que sí -repuso Alicia.
      -Hay mucho tráfico -insistió.
      -Pero conozco un camino mucho más rápido -agregó Alicia.

      ¿Este ejemplo no se os hace un poco soso? Parece una colección de acotaciones, pero si añadimos descripciones de por medio quedaría mucho mejor:

      -¿Qué hora es? -preguntó Jaime con cierto atisbo de preocupación en su voz.
      -Las doce menos cuarto -respondió Alicia mirando de reojo su reloj dorado. había sido un regalo de su padre y siempre que lo observaba sentía una acuosidad molesta en sus ojos.
      -No vamos a llegar a tiempo. -Se le notaba cada vez más impaciente.
      -Yo creo que sí -repuso ella.
      -Hay mucho tráfico -insistió.
      -Pero conozco un camino mucho más rápido. -Acompañó sus palabras con un guiño cómplice que dejó al impaciente Jaime bastante turbado.

      Acabo de escribir lo primero que se me ocurrió, pero creo que se nota el punto, hay que darle tridimensionalidad al texto para que no sólo sea un diálogo más, sino para que también aporte información sobre los personajes y conozcamos más sus personalidades, aunque bueno, estas cosas también dependen mucho del estilo de cada uno.

      *He tenido que utilizar el guión corto "-" porque mi teclado está roto y no puedo poner la raya de diálogo, que es la correcta.

      Eliminar
    2. Pues Elmore es escritor de policial, tal vez a ese género no le convenga dar muchas explicaciones pues toda la acción transcurre en las investigaciones o diálogos del protagonista. Tal vez, "hablar de más", le perjudica al misterio.
      De todas formas, muy buenos tus consejos de escritora, Valeria. Siempre es genial saber de primera mano los pormenores y no tanto del trabajo de escritura.

      Eliminar
  6. Con la mayoria no estoy de acuerdo y mas con la de las descripciones. Es algo muy importante en un libro las descripciones, si no, como te imaginas algo si no te da la forma de hacerlo?

    Me encantaron tus comentarios Lux!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las descripciones si, pero las páginas de descripciones noooo, jaja.

      Eliminar
    2. Bueno si, una descripcion de muchas paginas es tediosa. Pero siempre tiene que haber descripciones de los personajes y lugares. Por lo menos un parrafo. jaja

      Eliminar

¡Muchas gracias por dejar un comentario en el blog!