¿Cómo sobrevivir a un maratón de lectura?

miércoles, 21 de diciembre de 2016


Últimamente he visto vídeos sobre booktubers que se quejan de sentir presión o culpabilidad por su ritmo de lectura. Al parecer acusan a los lectores que leen mucho o muy rápido de que crean un sentimiento negativo en aquellos que leen poco o lento. También dicen que los maratones impulsan la competitividad, la trampa y la presión. Aclaran que los que leen rápido no disfrutan los libros o leen basura. En mi opinión, son unos envidiosos que hablan por despecho.

¿Es así? ¡Claro que no! Todo el mundo dice que yo leo rápido, que devoro los libros. Pues verán, en palabras de mi madre: "Cada vez que te veo estás leyendo, ¿no podés hacer otra cosa?" Respuesta: no lo sé. Lo único que se me da realmente bien es leer. Así que leo. Me levanto, me preparo para salir a la calle, elijo el libro del día y me voy. Mientras viajo, leo. Mientras como, leo.Yo no veo la tele, ni converso con mi familia. ¡De en serio! Estoy sola, leyendo. Siempre. Los únicos momentos en los que no me encontrarás leyendo son cuando trabajo o cuando duermo. A algunas personas puede parecerle triste, pero a mí no.

Los maratones de lectura no son competitivos (que existan personas competitivas es otro tema), se crearon con el fin de que leas sin parar, pero no importa cuántos libros. Si eres una persona ocupada, que trabaja mucho, o que tiene obligaciones que no puede esquivar, un maratón de lectura planificado para un fin de semana tranquilo puede ayudarte a bajar la lista de pendientes, a darte un espacio dedicado a la lectura, al disfrute de pasarla entre páginas.

Si mientras participas de un maratón de lectura, pierdes el tiempo mirando cómo baja el TBR de otro lector, o te pones a contar cuántos libros te quedan para ganar la meta que te autoimpones, ¡es un problema y está mal! Y lo mismo le digo a esos señores reseñadores que se piden ochenta libros en las colaboraciones editoriales y luego se estresan porque no llegan a cumplir plazos. ¿Para qué pediste tanto?

Así que hoy les traigo un mini tutorial, basado en mi experiencia, para sobrevivir a maratones de lectura con una enorme sonrisa de satisfacción.

1) Has una revisión sensata de lo que te propones leer. Si eres de esos lectores obsesivos que se arman un TBR antes de cada maratón, debes elegir bien qué libro incluir:
a) Busca libros que realmente quieras leer, de lo contrario no podrás avanzar con fluidez.
b) Si quieres bajar varios libros de tu lista de pendientes no empieces por los más gorditos, pero tampoco los dejes para el final. ¡Has un balance! Un libro ligero, uno denso, uno ligero, uno denso.
c) Si no eres de leer  mucho en poco tiempo, no te agobies poniéndote metas imposibles.
2) Busca un lugar tranquilo donde leer, donde nadie te moleste y te sientas a gusto. Entiende que pasarás varias horas sentada leyendo. ¿Ese asiento es cómodo?
3) Mentalizate: tu tarea será leer y nada más. Desconéctate del mundo, nada de tele, ni música, ni Netflix.
4) Si el libro te aburre o no te gusta, abandónalo. Tal vez no es el momento, no estás preparada o el libro simplemente es una mierda. Así que déjalo de lado.
5) Disfruta, porque si no estás disfrutándolo, entonces algo está mal.

¿Han participado de maratones de lectura?
¿Lees rápido, lento o simplemente lees?
¡Nos leemos en los comentarios!

7 comentarios:

  1. Hola Nanny! Buena entrada, voy a buscarla y leerla siempre que me interese hacer una maraton. Cada vez que entro en alguna termino estresada, lo cual es re triste porque me encantan las maratones con las consignas divertidas. Creo que termino asi porque estoy pendiente de terminarlo y me concentro tanto en llegar a mi meta que no me detento a disfrutar el libro. La próxima vez voy a seguir tus consejos! ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Creo que es la entrada más útil que leí en toda mi vida. Particularmente me parece cualquiera eso de culpar al maratón o al blogger, se supone que un maratón es un momento de divertirse entre páginas y ponerse objetivos para uno mismo no como competencia, pero bueno... La primera vez que participé de un maratón fue el de hace unas semanas que vos organizaste, me propuse leer tres libros y leí dos, y me sentí super mega feliz. Ahora estoy participando de otro y vengo bastante bien, pero la verdad es que lo hago por diversión y como forma de motivarme a mi misma, por ejemplo había hecho el 80% de mi gd challenge y me puse a participar de este nuevo maratón esta semana para ver si logro completarlo, pero obvio que si no lo logro va a estar todo más que bien. La idea es leer.

    ¡Besotes!

    ResponderEliminar
  3. Holaaa! Que buena entrada! Nunca había oído o leído de gente que se queja porque otros leen muy rápido, si sobre lo de que es triste o aburrido pero bueno; son los mismos que no disfrutan leer o se preocupan mas por los demás.
    Yo me centro en el libro y si me gusta lo termino muy rapido. Tengo una hija así que no es que puedo desconectar mucho pero si me encanta empezar y terminar un libro pronto.

    Me gusto mucho la entrada! Hay que leer sin preocuparse de los demás :D
    Nos leemos

    Besos :)

    ResponderEliminar
  4. Actualmente estoy en el maratón de Los juegos de booktube, y justo ayer me sentía muy agobiada porque llegó visita y no tuve tiempo de leer. Me sentí mal, pero leyendo tu entrada entiendo que lo importante es disfrutar :)

    Saludos y gracias.

    ResponderEliminar
  5. Me parece una marmotada decir que las maratones son únicamente competencias. Yo suelo leer dos libros por semana, y cuando me anoto en las maratones (que esa es otra: no te anotes en maratones si no tenés ganas de leer/te agobian/sabés que vas a tener 0 tiempo/vas a ser muy duro con tu tbr) suelo autoimponerme uno o dos libros más de los que leería normalmente, pero soy muy suelta con eso.

    Muy buena entrada, gracias!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola Nanny!

    Amo los maratones, amo leer y ver que leen los demás. Siempre que he participado en uno, no lo tomo como una competencia, quizás justamente la palabra "maratón" lleve a pensar en competencia y algunos se lo tomen así, pero echarle la culpa a los demás me parece re infantil. Hay gente que lee rápido y no por eso lee algo "superficial" anda que quiero ver a esos que dicen que los que leen rápido leen algo superficial teniendo que estudiar 10 capítulos por día de libros universitarios, en mi caso estudié bioquímica y nos tocaban esos libros que parecen ladrillos con más de mil páginas y si te atrasabas en la lectura luego se te hacía cuesta arriba ponerte al día, así que no te quedaba otra que leer rápido, sacar las ideas principales y estudiarlas, y no era un solo libro.. era un libro mínimo por materia. Entraba a clases a las 7:15 y salía a las 22hs, llegaba a casa a las 23 y a ponerse a leer para el día siguiente, eso a la corta o a la larga hace que tu ritmo de lectura vaya aumentando y ahora que ya no soy más estudiante, no puedo bajar ese ritmo, ni tampoco deshacerme de la manía de leer más de un libro a la vez (sí, la universidad trastorna jajaja). Pero ahora leo por placer, y si hay un día que no quiero leer pues no leo, aunque esté participando de un maratón, la lectura es un placer, para disfrutarlo, estar mirando que hacen los demás para igualarlos o superarlos no tiene sentido, y si actúas de esa forma entonces después andan frustrados y quejándose de lo que los demás hacen, y me parece muy inmaduro, pero será porque soy una viejita de 36 años y veo las cosas desde otro ángulo jajaja.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. Hola Nanny! Yo leo muy rápido, pero eso probablemente se deba a que como paso mucho tiempo en la facultad o trabajando, tengo que aprovechar el tiempo que tengo para leer. Eso no quiere decir que no disfrute muchísimo cada libro. Es solo que los devoro, quiero saber qué pasa, revelar el misterio y en general si tengo tiempo puedo leer por muchas horas seguidas. Así es como los libros no me duran más que un par de días jajaja
    Cada uno lee a su ritmo, no tiene sentido ver la cantidad o qué tan rápido lee alguien más, porque no conocemos la rutina del otro. Yo en enero estoy de vacaciones y leo montones de libros, pero en los meses que tengo parciales/finales en la facu no puedo leer casi nada. Así que cada uno debería leer cuando y a la velocidad que le sea más cómodo.
    Besos!

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por dejar un comentario en el blog!